jueves, 12 de febrero de 2009

PISITO EN LA LUNA


Supongamos que estamos en el año 2.020. Uno de nuestros reporteros, ahora reciclado en ingeniero de la NASA, nos invita a pasar unos meses en su “Pisito” de la Luna. La preparación para el viaje se realiza los tres meses anteriores al viaje en los cuarteles de la Agencia Espacial Europea en Madrid y consisten en un motón de pruebas físicas, psicotécnicas, etcétera. Nuestro amigo nos insiste en dos cosas: que llevemos sábanas para dormir y que no se nos olvide las latas de fabada “Litoral” que nos encargó. Parece ser que la casa es muy cómoda y consta de una zona de vivienda, con energía propia, comunicaciones, navegación, además de otra de transporte para explorar el satélite. “Igual, si hace bueno,-nos comenta en un correo-podemos ir de excursión a visitar algunos cráteres interesantes”.

1 comentario:

Firenze dijo...

¿Tienes el contacto de ese reportero-ingeniero? Quiero preguntarle si los "Litoral" los quiere con o sin chorizo, y decirle que doy muy poca guerra, a ver si me invita ;)